sábado, mayo 30, 2009

MENTOLITOS

Yo soy de las que piensa que para ser un buen cocinero/a hay que que tirar mucho de imaginación, es una de las cosas más importantes en la cocina. De una receta sacar otras ideas, no ceñirse a lo que en ella nos dice si no inventar, probar, en definitiva... imaginar.

Eso es lo que he hecho yo basándome en la receta del post anterior. Fuera la base de la tarta y las yemas de huevo y con el chocolate, la leche, la hierbabuena y unas horitas de congelador ¡voilà!!!!

Bomboncitos helados con sabor a menta y chocolate. Están de muerte y además de refrescantes son digestivos.
He decidido llamarles Mentolitos. Memorizad esa palabra porque algún día seré la dueña de la empresa que los fabrique (el secreto estará en la hierbabuena recién cogida y en la manera de cultivarla) y esta imagen de más abajo será el logo. Jajajajajaja.... como se me va la olla.


sábado, mayo 23, 2009

MENTA Y CHOCOLATE

Os aviso que el video es muy cutre y no se ve ni escucha demasiado bien pero me lo he pasado tan bien haciéndolo que quería que lo viérais. Es la receta de una tarta de chocolate y menta que he hecho esta mañana y que está bueníiiiiisima. De verdad, probarla porque es una delicia. El motivo de la mala calidad del video es que está grabado con el móvil. Si algo no os queda claro sólo teneis que preguntarme. Venga, y no os riáis mucho de mí, jajaja....



video

A ver si luego cuando lo desmolde os pongo la foto ;)

Aquí teneis el resultado, no me ha quedado demasiado bonita pero está de muerte, de hecho ya no queda nada, jajaja....


miércoles, mayo 20, 2009

LA FELICIDAD

Es algo que no tiene sentido cuando se es feliz. A ver si me explico, cuando todo va bien, cuando no hay preocupaciones y las cosas marchan es fácil ser feliz y eso para mí es lo que no tiene sentido. La verdadera felicidad hay que saber verla en cualquier momento, tanto si las cosas van bien como si no, ese es el verdadero secreto de la felicidad.
Mi vida, por ejemplo, va de mal en peor, sigo en la misma situación que os contaba unos meses atrás. El único cambio soy yo misma, yo y mi manera de ver las cosas porque:

- Soy consciente de que mi trabajo es bastante precário pero feliz porque tal y como está la cosa ya es algo. Segura de que algún día las cosas cambiarán y esforzándome y poniendo todo de mi parte para que así sea. Ahí no me jubilo, eso está claro, jajaja...

- Consciente de que mi relación de pareja va mal y él no pone nada de su parte para solucionarlo pero feliz porque sé que tengo fuerzas suficientes para luchar por los dos, aunque tenga claro que esto no es cosa de uno solo. Segura de que si no lo consigo cerraré la puerta pero tras ella, frente a mí, habrá un largo pasillo lleno de muchas otras dispuestas a abrirse en cualquier momento.

- Consciente de que tengo Esclerosis múltiple, llamemos a las cosas por su nombre, una enfermedad seria e imprevisible pero feliz porque de momento cada mañana me despierto bien, lo importante es el presente, el hoy... Puedo andar aunque me canse y más con el calor pero puedo y mientras pueda no voy a parar quieta un sólo instante. Segura de que si algún día no es así también sabré ver la felicidad en ese momento.

- Y consciente de que la vida no me ha tratado demasiado bien pero feliz porque tengo esperanza, ilusión... y sabiendo que cada vez que ella me vuelva a dar la espalda yo le volveré a tocar el culo.

La felicidad está en deleitarse con un helado, en salir al jardín y coger una rosa, en recoger mis hierbas aromáticas y oler su fragáncia, en disfrutar del sol, de la lluvia... en definitiva en saber apreciar las pequeñas cosas que nos ofrece cada día. Ese es el verdadero secreto de la felicidad. ¿Y vosotros? ¿Ya la habeis encontrado? Pues sólo teneis que mirar a vuestro alrededor, más cerca vuestro de lo que creeis, a vuestro lado ¿ya la veis?

Os dejo con dos frases de Alejandro Maldonado que aunque directamente no tengan que ver con la felicidad, o tal vez si según se mire, me han hecho pensar mucho estos días:

- Si no arriesgas nada, estás arriesgándolo todo.
- Tú lo estás provocando todo, nadie te lo está haciendo.

miércoles, mayo 13, 2009

TRISTE...

Actualización: la gallina, Murdoc se llama, está muchísimo mejor. Es una de las más movidas y está bastante chalada, por eso lo del nombre, jajaja..... De ahí que me extrañara tanto el verla quietecita. Ayer, por ejemplo, les hice espaguettis y volvía a correr detrás mío como una loca. Hoy vuelve a ser casi ella. ¡Uf! menudo peso se me ha quitado de encima. Ale, buen finde para todos muuuuuuuuuuuuacks!

... Y preocupada. Y es que yo soy así, no puedo cambiar y tampoco quiero hacerlo. Vereis, resulta que una de mis gallinas se ha puesto malita. Lleva dos días separada de las demás, se la ve triste y acurrucada en un rincón. Ayer, por ejemplo, le intentaba dar unas hojas de lechuga (que les encanta) y ni siquiera me miraba.
Siempre me pasa lo mismo con los animales, como se pongan malos ya empiezo a preocuparme y no hay manera de sacarme el tema de la cabeza. Puede que sea exagerada. Hay gente que a veces me ha dicho: ¿tú te crees que es normal preocuparse por una gallina? Sólo es una gallina. Esto viene porque hace un tiempo a una de ellas, Nieves se llama, le cayó un tablón en una pata y la dejó bastante fastidiada una semana. ¿Os podeis creer que me pasé todos los días pensando en el animalito y sin parar de vigilarla a cada momento? Al final se recuperó aunque se ha quedado algo coja pero yo pasé una semana fatal.
En el curro por ejemplo se ríen de mí, a ver, de buen rollo porque la verdad es que me aprecian mucho pero es que dicen que lo mío no es normal.
Se ríen porque mis gallinas no están encerradas. Ellas tienen su gallinero que es bastante grande con su patio pero por la mañana allá a las 11 les abro y las dejo sueltas todo el día por el terreno. Tienen total libertad y andan por donde quieren. El único límite es una tela metálica que parte el terreno en dos para que no se junten con los perros. A mí me dicen, en especial la compi del post anterior, que las gallinas tienen que estar en su sitio, osea encerradas. Pues lo siento pero no comparto esa idea, la que tendría que estar encerrada es ella, jajaja.... Yo creo que los animales se crían mejor en libertad y no "amontonados" como los tiene mucha gente.
También se ríen porque cada semana cuando voy a comprar a ellas les traigo su saco de hojas de col, lechuga, etc..... que me dan en la verduleria. Luego se las repartimos en cajas, se las guardamos y cada día les vamos dando unas pocas. Me encanta lo contentas que se ponen cuando lo ven, jajaja....
Otra cosa que les sorprende es que cuando hago espaguettis en casa siempre hecho un puñado más. A ellas se los aparto antes de echarles la salsa, sólo cocidos. Se vuelven locas, es verme con la fiambrera de espaguettis y ponerse a correr todas detrás de mí.
Que hablo con ellas, que juego, que me gusta observarlas, que las cojo en brazos, que cada una tiene su nombre y que cuando dejen de poner huevos voy a tener un problema grande porque lo normal es matarlas y como os imaginareis eso va a ser que no.
A veces me preguntan: ¿qué vas a hacer con ellas? Pues no lo sé, pero lo que está claro es que quitarlas de en medio no. No podría, es imposible porque aunque nadie me entienda o aunque se rían de todo esto para mí son seres vivos y no "sólo gallinas"





miércoles, mayo 06, 2009

UNA CONVERSACIÓN CUALQUIERA...

...Y otra de las tonterías que suelo escuchar en el curro. Primero quiero dejar claro que entiendo que hay gente más inteligente que otra pero lo que me jode es que alguien que no da para mucho se crea que lo sabe todo, y además se las vaya dando de tener siempre razón.
Vereis, en donde yo trabajo somos muy poquitas y entre ellas hay dos chicas musulmanas. Jamás he tenido ningún problema con ellas, me llevo de maravilla al "igual" que con todo el mundo. Suelo hablar bastante con las dos (hablan algo de español) y las demás se sorprenden porque les entiendo casi todo. Como he comentado varias veces en el curro no es que yo sepa hablar árabe (poca cosa) lo que pasa es que les presto atención, las escucho y pongo interés.
Como ya os he comentado somos muy pocas, exactamente 6, de entre ellas hay una con la que trabajo se puede decir codo a codo, bien, pues la conversación era con ella y empezó así:
Una de las chicas musulmana le comentó algo a la otra y esta le contestó, entonces yo le dije a mi compañera lo que habían dicho y lo que iban a hacer a continuación.
Me contesta casi con indiferéncia:
- Si, vale.
- Ya lo verás.
Se levantan y se ponen a hacer exactamente lo que yo le había comentado.
- ¿Lo ves?
- No, si tú vas a acabar fatal.
- ¿Fatal por qué?
-Porque vas a acabar con el pañuelo.
- Perdona pero dudo mucho que yo acabe así, no es mi estilo, ni mi religión, que respeto aunque no entienda. Lo que si acabaré seguramente es aprendiendo árabe.
- Pues vaya tontería.
- ¿Tontería por qué? ¿A ti no te gustaría aprenderlo?
- ¿Y para que quiero yo saber eso? No me sirve de nada.
- Pues no sé...... el saber no ocupa lugar.
- Bueno, si......
Y rápidamente me cambia el tema.
Soy una persona a la que le gusta aprender y pongo todo mi empeño y voluntad en ello, será por eso que no entiendo a este tipo de gente. Se encierran en sus "conocimientos" y no quieren saber nada más. Me parece muy muy triste.
Si supiérais las "perlas" que suelta fliparíais, menos mal que la mitad de veces ni le hago caso porque la verdad es que tengo cosas mucho más importantes en que perder mi tiempo.